Noviembre 20, 2019
Portada | English Edition | Contáctenos
Sermones
Radio
Sermones
Himnos
Referenecia
Pasatiempos
Información
 

Conquista El Ayer

 
 

Josué Mora Peña

Con el nuevo año vienen nuevas esperanzas, nuevos deseos, anhelos. El principio de un año nuevo siempre me recuerda un corto poema cuyo autor escapa de mi manta. Es titula "El Nuevo Día" Y naturalmente, yo lo asocio con el nuevo año. Dice así: "Este es el principio de un nuevo día [año], Dios me ha dado este día [año] para hacer de él lo que yo quiera. Puedo usarlo bien o para mal. Lo que haga hoy es importante porque estoy intercambiando un día de mi vida por él. Cuando llegue el mañana, este día se habrá ido para siempre, dejando en su lugar aquello que cambié por él. Quiero que sea algo bueno, no malo, algo que tenga éxito, no un fracaso. Algo que valga la pena por lo que pague por é1."

Sin embargo, el día de ayer ya se fue. No hay nada que podamos hacer con él. El día de ayer es historia. No volverá jamás. No podemos reparar el daño que hicimos ayer, ni mejorar lo bueno que hayamos hecho. Ayer ya se fue. Tomó las alas del viento y desapareció en el vasto firmamento, pero lo que si podemos hacer con el día de ayer es aprender de nuestros errores para no repetirlos y algo mucho más importante que también podemos hacer, conquistarlo.

Roberto A. Back, Director Emeritus de una Compañía que vende seguros de vida en Estados Unidos, dice: "La mejor manera de tener éxito en la vida se logra haciendo lo que te gusta hacer y haciéndolo bien." Conquistar el ayer quiere decir, "Hacer más y mejor hoy que lo que hicimos ayer". Si la desidia nos venció ayer, venzámosla hoy; si fracasamos en algún proyecto, empecemos de nuevo; si fuimos negligentes y no oramos a Dios ayer, hagámoslo en este momento y pidámosle que nos ayude a vencer el ayer; si no leímos la Biblia, hagámoslo hoy, no deje que se pase el día sin meditar en la Palabra de Dios. Conquiste el ayer no solo haciendo lo que debió haber hecho sino haciéndolo mejor, a conciencia, sabiendo que es para agradar a Dios. También Roberto A Back menciona seis cosas más que, según él, son muy importantes para tener éxito en la vida.

  • El triunfo no se logra automáticamente;
  • Sé un buen ejemplo;
  • Involúcrate;
  • Haz de tus estudios y de tu trabajo algo agradable;
  • Express tus sentimientos
  • El éxito es más fácil que el fracaso.

Con la ayuda de Dios, esperamos que este año sea un año de ricas y grandes bendiciones de parte de nuestro Dios. Dicho de otra manera, queremos tener éxito en la vida en todo lo que hagamos. Queremos triunfar. Después de todo, Dios quiere que prosperemos. La Tercera Epístola de San Juan, verso 2, dice: "Amado, yo deseo, que tú seas prosperado en todas las cosas, y que tengas salud, así como tu alma prospera."

Analicemos el verso que acabamos de leer, pero antes, seria bueno describir lo que quiere decir tener éxito en la vida. Lo que es éxito o triunfo para algunos, no es lo mismo para otros. El Nuevo Diccionario Webster Universitario dice que el éxito consiste en "a) terminar satisfactoriamente lo que hemos empezado; b) acumular riquezas; c) Tener fama". Yo tengo otro concepto de lo que es tener éxito en la vida, "El cristiano que hace la voluntad de Dios es un cristiano que tiene éxito en todo lo que hace". Hay personas en la vida que han amasado grandes cantidades de dinero pero fallaron con la familia, su matrimonio fue un fracaso, los hijos casi ni conocen al padre; otros tienen fama de ser muy buenos consejeros, sin embargo viven una vida licenciosa y desordenada. Cierto evangelista testificaba de la vida tan triste que llevan algunos artistas de cine y la televisión. En lo exterior aparentan tener mucho éxito, pero en el interior son un fracaso continuo. Se parecen al Payaso Garrick que hacia reír a grandes multitudes. Según la poesía, este payaso era el alivio para el que estaba triste. "Ve a ver a Garrick y tu tristeza se tornara en gozo" era el decir de la gente. Todo mundo quería ir a ver a Garrick para aliviar sus penas. La poesía menciona que cierto día, llego un hombre de mirada triste a ver a un doctor, para quejarse de sus males. El medico le recomendó varias soluciones a su problema, pero ninguna de ellas le ayudaba al paciente. Por fin, dijo el doctor, hay otra solución que nunca ha fallado, le recomiendo que vaya a ver a Garrick, el le hará reír y sanara su tristeza. "Muy buen remedio”, dijo Garrick, "pero, cámbieme la receta, doctor, porque yo soy Garrick". ¡Cuantos van por el mundo sonriendo por fuera pero llorando por dentro!

Cuando Juan le dice a Gayo que desea que prospere en todas las cosas, se refiere precisamente a eso, a prosperar en todo, tanto en las cosas materiales como económicas, en lo espiritual y en fin, en todo lo que hagamos en la vida. Pero aquí hay un punto muy importante. Juan desea que prosperemos en todo y también que tengamos buena salud, así "como nuestra alma prospera". Si, Dios desea prosperamos en todo, pero El tiene mucho más interés en nuestra alma que las cosas seculares que El desea darnos. El alma es demasiado valiosa para Dios. El alma es lo que se asemeja a El. La Biblia dice en Ezequiel 18:4 "el alma que pecare, esa morirá" Hay un estribillo que dice: "perder los bienes es mucho; perder la salud es mas, perder el alma es perdida tal que no se recobra jamás". Me gusta pensar que lo que Dios nos esta diciendo aquí por medio de la Biblia es que quiere que nuestra alma prospere y tengamos buena salud para poder disfrutar de las bendiciones que El tiene para nosotros. ¡Cuantas personas se afanan en la vida para tener riquezas y cuando desean disfrutarlas su salud ya no se los permite! Primera de Timoteo 6.10 dice: "Porque raíz de todos los males es el amor al dinero, el cual, codiciando algunos, extraviaron de la fe y fueron traspasados de muchos dolores".

Entonces, para que podamos prosperar en la vida, nuestra alma necesita prosperar primero. Hay que alimentarla, nutrirla con la Palabra de Dios. Hay que comer el pan de vida, que es Cristo Jesús y beber del agua cristalina que brota de El. ¿Cómo prospera nuestra alma? Santiago, en el Nuevo Testamento dice, "...Acercaos a Dios y El se acercará a vosotros " (capitulo 4:8). Uno se acerca a Dios por medio de la oración diaria, la lectura y el estudio de la Biblia, la meditaci6n de ella, alabando y dándole gloria. Acérquese a El, adórele en espíritu y en verdad y empiece venciendo el ayer.
 

Josué Mora Peña
7907 Stagecoach Dr.
San Antonio Texas, 78227

Visitas: 14687

 
Pasaje

III Juan Verso 2

Amado, yo deseo, que tú seas prosperado en todas las cosas, y que tengas salud, así como tu alma prospera

Portada  |   Sermones  |   Blog  |   Artículos  |   Himnos  |   Radio  |   Pasatiempos  |   Galería  |   Privacidad  |   Contáctenos
Copyright 2000 - 2019 © iglesiabautista.org. Derechos Reservados.